Cómo hacer que HOY sea mejor que AYER

¿Cómo sería un día ideal para ti?

¿Cómo utilizarías tu tiempo?

¿Qué harías?

Si quieres que tus días sean especiales, primero tienes que decidir que quieres.

Pausa y cuestiona tu rutina diaria.

No dejes que “lo ordinario” sea tu estándar de vida.

El simple hecho de definir un día ideal no va a manifestarlo. Pero al definirlo, tú obtienes claridad sobre los cambios que debes hacer en tu presente, para que tu mañana sea un poco mejor.

Hoy haz algo pequeño que te permita tener un mejor día que el de ayer.

-Demuestra un poco más de afecto y cariño hacia la gente que te rodea.
-Acuéstate un poco más temprano.
-Come un poco más lento.
-Mira un poco menos de TV.
-Muévete un poco más.
-Sonríe un poco más.
-Lee un poco más.
-Haz una repetición más.
-Esfuérzate en tu trabajo un poco más.
-Piensa un poco más antes de actuar.
-Confía un poco más en ti mismo.
-Consume un poco menos, y crea un poco más.
-Capacítate un poco más en tu profesión.
-Practica un poco más ese idioma que estás aprendiendo.

Hoy, haz un poco más de lo que te construye, y un poco menos de lo que no te construye.

Si haces esto todos los días, un día te vas a levantar y vivir tu día ideal.

Constancia es la clave. Día tras día.

¿Qué vas a hacer en este día, para que tu “hoy” sea mejor que tu “ayer”?

¡Toma acción! Insisto porque te quiero ver triunfar.

Tu amigo,
Leo A.